Espejo esta situado al sudeste de la provincia, en plena campiña, en terrenos de cultivos de olivos, cereales y viñedos.

El pueblo de Espejo fue fundado a principios del siglo XIV, tiene como referencia y origen el Castillo, que elevado sobre una colina alargada, domina toda la población que se extiende a sus pies en forma de laberinto de calles empinadas y pulcras con casas encaladas de tipo popular. Cerca del Castillo se levanta la Iglesia de San Bartolomé.

Castillo de Espejo permanece inalterado en el tiempo.

Asentado en un lugar verdaderamente privilegiado la más alta de la Campiña que lo circunda, el Castillo de Espejo se erige en el escaparate más emblemático y universal de esta Muy Leal Villa. Edificado sobre cimientos romanos se levanta a finales del siglo XIII, a partir de las conocidas como Torres de Pay Arias, aunque lo más antiguo que se conserva no es anterior al siglo XV.

Sin comentarios

Fin del contenido

No hay más páginas por cargar